¡Siguenos!

Curiosidades

Nefastas predicciones de Nostradamus para 2021

Publicada

on

¿Chips? ¿Terremotos? ¿Choques estelares? ¿Zombis? Las interpretaciones a los versos son inverosímiles

Información de Agencias. – Michael de Nostredame, mejor conocido como Nostradamus, era un boticario francés, que dejó escritas nada menos que 6.338 profecías, todas en un lenguaje muy ambiguo e intencionadamente abierto.

Muchas personas están esperando que acabe 2020 para poner punto y final a uno de los peores años de sus vidas. Solemos asociar el fin de año con cambio de ciclo, una oportunidad inclinar la balanza de nuestro lado o en anhelos de cambios profundos que a la postre demuestran ser vagas fantasías. Lo cierto es que cambiar de dígito no es garantía de absolutamente nada y si eres de los que se sienten optimistas con la llegada de 2021, tranquilo, que Nostradamus te rebajará la euforia.

El célebre filósofo del siglo XVI inundó sus textos de un pesimismo latente seguramente influido por las desastrosas circunstancias personales que le tocaron vivir en Francia (su esposa e hijos murieron a causa de la peste). Varios de sus estudiosos más acérrimos han atribuido que algunos de los versos de su famoso libro ‘Les Propheties’ hablan del 2021… y tiene pinta que será peor que el 2020.

New York Post ha recogido los siete augurios del francés para 2021.

Profecía 1: “Fuego en el cielo y chispas”. Nostradamus predijo un año de gran actividad cósmica. Si consultamos el calendario astronómico de la NASA no anda descaminado: 2021 arrancará con la lluvia de estrellas Cuadrántidas e incluso habrá un eclipse total de luna en mayo.

Profecía 2: “El recién hecho dirigirá el ejército. Casi aislado hasta cerca de la orilla. Ayuda de la élite milanesa que se esfuerza. El Duque privado de sus ojos en Milán en una jaula de hierro”. ¿Utilizarán los conspiranoicos a Nostradamus para defender la llegada de un temido chip a nuestro cerebro?

Profecía 3: “Pocos jóvenes: medio muertos para empezar. Muerto por despecho, hará brillar a los demás, y en un lugar exaltado ocurrirán grandes males. Tristes conceptos vendrán a perjudicar a cada uno, Temporal dignificado. Misa para triunfar. Padres y madres muertos de infinitos dolores, Mujeres de luto, la pestilente monstruosa: La Grande para no ser más, todo el mundo para acabar”. Algunos han interpretado eso de “medio muertos” como una alusión a los zombis, pero quizás se refiera al paro juvenil. ¿Quién sabe? Lo único que nos queda claro es que a Nostradamus no le gustaba para nada dar buenas noticias.

Profecía 4: “Después de una gran angustia para la humanidad, se prepara una mayor. El Gran Motor renueva las edades: Lluvia, sangre, leche, hambre, acero y plaga ¿Se ve el fuego del cielo, una larga chispa encendida”. La hambruna amenaza el mundo, algo que seguramente se incremente en 2021, pero habría que recordar que ya antes del Covid se estimaba que 822 millones de personas en el mundo pasaban hambre.

Profecía 5: “Veremos el agua subir y la tierra caer debajo de ella”. Esta predicción es tan corta que ni los más lanzados se atreven a dar interpretaciones.

Profecía 6: “El parque en pendiente, gran calamidad, A través de las tierras del oeste y Lombardía El fuego en el barco, plaga y cautiverio. Mercurio en Sagitario, Saturno desvaneciéndose”… Aunque las explicaciones no sean muy claras, algunos ya se han lanzado a situar en el mapa la nueva profecía: creen que hablan de un terremoto en California. Aunque al oeste de Lombardía haya muchas más cosas.

Profecía 7: “Debido a la discordia y negligencia francesa. Se dará una oportunidad a los mahometanos. La tierra y el mar de Siena se empaparán de sangre, Y el puerto de Marsella cubierto de barcos y velas”. Y para rematar un guiño a una nueva Guerra Mundial y a la inestabilidad en los países islámicos. Sin duda Nostradamus no era el alma de la fiesta.

Aunque para 2021 sus predicciones vuelven a ser deliberadamente “oscuras”, al menos nos queda el consuelo de saber que él mismo predijo el fin del mundo para 3797.

Sigue leyendo
Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Curiosidades

Rituales de Año Nuevo para la abundancia

Publicada

on

El conteo regresivo ha iniciado y cada vez estamos más cerca de darle la bienvenida al 2021; y así, se nos presenta la mejor oportunidad para iniciar el año con la mejor actitud y con el entusiasmo de que nos vaya mejor que en este 2020.

Además de la cena y los brindis no pueden faltar en esta celebración los tradicionales rituales, especialmente los que nos pueden ayudar a atraer abundancia y prosperidad en nuestras vidas para el próximo año.

En nuestro país existen una serie de creencias y tradiciones que, además de divertidas para disfrutarse con la familia, nos ayudan a mantener la esperanza de que lo mejor está por llegar. Por ello, toma nota sobre los rituales que el próximo 31 de diciembre podrás poner en práctica con tus allegados al momento de darle la bienvenida al 2021.

1. Estrenar ropa

Qué mejor manera de iniciar el año que con ropa nueva. Por ello, procura estrenar para esa noche al menos una prenda. Sabemos que por temas de la pandemia quizá no haya muchos recursos para ese gasto, pero no dejes pasar la oportunidad de consentirte con al menos una pieza nueva en tu look. Para ello, puedes apostar por un blazer, un abrigo para el frío o esos zapatos que tantas ganas tenías de comprarte.

2. Lencería amarilla o roja

Quienes buscan la abundancia económica saben de sobra que recibir el año con ropa interior amarilla es la mejor manera de atraerla. Se tiene la creencia que el amarillo representa el oro, por ello, se ha designado a este color como el mejor conducto para quienes buscan dinero para el próximo año. Pero para todos aquellos que desean encontrar a su media naranja, la solución está en usar para la noche de Año Nuevo lencería en color rojo, que simboliza el amor y la pasión. En ambos casos, dicen los que saben y ya lo han probado y confirmado, que la lencería debe ser regalada por un amigo o familiar, así que organicen el intercambio días previos para que esa noche atraigan el dinero y el amor.

3. Las 12 uvas

Un ritual tradicional que no debe faltar la noche del 31 de diciembre son comer las 12 uvas al tiempo que suenan las 12 campanadas. Cada una representa un mes del año y son la oportunidad perfecta para pedir un deseo por cada una, que puede ser desde salud, dinero, viajes y prosperidad, entre otros.

4. Lentejas

Al igual que la ropa interior amarilla, las lentejas representan abundancia económica, por ello, muchos recurren a ellas para incluirlas en sus rituales. Algunos las incluyen en su menú de la cena, otros las lanzan cuando suenan las 12 campanadas y hay quienes las guardan en sus bolsillos y carteras para que nunca les falte dinero. Las lentejas simbolizan pepitas de oro, por ello es que no deben faltar para que nunca te falte el dinero.

5. Maletas, visa y pasaporte

Para quienes les encanta conocer nuevos sitios, este ritual es básico para que el nuevo año esté lleno de viajes. Se trata de cargar maletas cuando se ponga en marcha el conteo regresivo. Hay quienes suelen salir a la calle con ellas, puedes hacerlo, todo funciona. Los más expertos recomiendan hacerlo con visa y pasaporte en mano, para que los viajes sean internacionales. Incluso, puedes llevar contigo monedas extranjeras.

6. Barrer

Para quienes quieren dejar atrás “las malas vibras y experiencias”, no hay como barrer con la energía negativa para darle la bienvenida a la energía blanca o positiva. Se trata de un antiquísimo ritual que simboliza sacar y dejar lo malo para que ocupe lugar lo bueno. Muchas personas optan por hacer este ritual a fondo haciendo limpieza profunda, moviendo muebles y desechando todo lo que no usamos, desde artículos decorativos hasta ropa. Incluso, hay quienes cambian de lugar sus muebles para empezar el año con nuevas energías y fluidez. Si lo quieres hacer más práctico, puedes usar simplemente una escoba a media noche y barrer de adentro hacia afuera sacando todo lo malo para darle la bienvenida a todo lo bueno.

7. Regalar un borreguito

Los borregos u ovejas están cubiertos de lana y en muchos países al dinero se le llama con el mismo nombre: lana. Por ello hay quienes aprovechan el inicio de año para regalar a sus invitados un borreguito que representa abundancia económica y que es un buen amuleto para atraer el dinero. Para que nunca les falte este gran recurso, también suelen colocar esta figura detrás de la puerta de la casa como buen augurio para la prosperidad.

(Agencia SUN)

Sigue leyendo

Curiosidades

Mordido en el pene por una serpiente

Publicada

on

Siraphop Masukarat perdió sangre y tuvo que recibir tres puntos de sutura en Nonthaburi, Tailandia

Un adolescente que estaba mirando videos en su celular, sentado en el baño, tuvo que ser trasladado de emergencia al hospital, luego de ser mordido en el pene por una serpiente que salió desde el inodoro.

Siraphop Masukarat, un taildandés de 18 años, contó que súbitamente sintió un fuerte dolor. Se paró, miró hacia abajo y vio a una serpiente de más de un metro, con los colmillos todavía aferrados a la punta del falo.

A los gritos, y con el reptil colgando entre sus piernas, se logró desprender y salió corriendo con los pantalones todavía en los tobillos. “Había sangre por todas partes. Era una serpiente pequeña, pero su mordedura era muy fuerte”, contó a Viral Press.

La madre del joven lo calmó antes de que llegaran los paramédicos y lo llevaran al hospital, en Nonthaburi, al norte de Bangkok. Sirahpop recibió tres puntos de sutura en la zona del glande y le recetaron antibióticos para evitar infecciones. No hay temores de una picadura venenosa, ya que las pitones suelen cazar y matar con constricciones a su presa, aprentándola hasta que muera.

“El médico dijo que pronto podré volver a usar mi pene con normalidad”, dijo el joven, todavía bajo observación.

Mientras tanto, personal municipal llegó a la casa para retirar a la serpiente, que todavía seguía enrollada en el retrete. Según declararon, fue soltada en un bosque.

Por su parte, Sutapath, madre de la víctima, dijo que todavía estaba impactada por lo sucedido. “No sé cómo la serpiente entró en mi casa. Pudo haber sido a través del desagüe conectado al inodoro. Me alivia que solo fuera una pitón no venenosa. Si fuera una cobra, estaría muerto», suspiró.

Es posible que el joven mantenga su hábito de mirar videos en el baño, pero lo más probable es que de ahora en adelante revise muy bien la tasa antes de sentarse.

Sigue leyendo

Curiosidades

Brochetas de ratón una opción alimentaria

Publicada

on

Ante la pandemia, este reoedor pasó a ser un ingrediente esencial en la dieta de la población más pobre del país, amenazada por el hambre

Tradicionalmente se degusta como un tentempié, pero la pandemia de coronavirus lo ha convertido en un plato de resistencia: los ratones en Malaui han pasado a ser un ingrediente esencial en la dieta de la población más pobre, amenazada por el hambre.

«Cazamos al ratón para vivir. Lo utilizamos como complemento de nuestra dieta diaria y lo vendemos a los viajeros para conseguir ingresos»

A lo largo de los 320 kilómetros de carretera que separan Blantyre y Lilongwe, las dos principales ciudades del país, decenas de vendedores proponen a los viajeros brochetas de carne de roedor.

A medio camino, en el distrito de Ntcheu (centro), Bernard Simeon se ha convertido en uno de estos chefs informales.

«Cazamos al ratón para vivir. Lo utilizamos como complemento de nuestra dieta diaria y lo vendemos a los viajeros para conseguir ingresos», explica el agricultor. «Ya era difícil antes del coronavirus, ahora se ha vuelto mucho más difícil».

Enclavado en África austral, Malaui es considerado uno de los países más desfavorecidos del planeta. Más de la mitad de sus cerca de 18 millones de habitantes sobrevive bajo el umbral de la pobreza.

Asado en brochetas

«Normalmente, contamos con mi marido y su trabajo», confiesa la esposa de Bernard Simeon, Yankho Chalera. «Pero cuando los tiempos son duros, contamos con los ratones pues ya no podemos permitirnos la carne».

«Cuando los tiempos son duros, contamos con los ratones pues ya no podemos permitirnos la carne»

Asados en una brocheta y salados, los ratones se consumen tradicionalmente entre horas en los pueblos del centro del país.

«Cuando era niño, nos enseñaban a cazar ratones a partir de los tres años», recuerda el exdiputado y músico de éxito Lucius Banda. «En el pueblo, esta actividad no es considerada como una obligación sino como un entretenimiento, tanto para niños como para niñas».

La variedad más popular en la zona es gris, de cola corta, y conocida entre los amantes de la gastronomía con el nombre de «kapuku».

«Sigo comiendo ratones, más como recuerdo de mi infancia que otra cosa», dice Luciius Banda.

Desde hace unos meses, las autoridades sanitarias recomiendan el consumo de ratón, una alternativa a la carne que se ha vuelto inaccesible. «Es una valiosa fuente de proteínas», sostiene Sylvester Kathumba, nutricionista jefe del ministerio de Salud.

«Sigo comiendo ratones, más como recuerdo de mi infancia que otra cosa»

Y como la epidemia afecta en especial «a gente con baja resistencia inmunitaria, recomendamos una dieta rica», aboga Francis Nthalika, a cargo de la alimentación en la unidad de salud del distrito de Balaka.

Este renovado interés en los pequeños roedores, a los que se alimenta con semillas, frutas o hierbas, suscita en cambio preocupación entre los defensores del medio ambiente debido a los métodos que se usan para cazarlos.

Para sacar a los ratones de sus madrigueras, los cazadores utilizan matorrales en llamas, lo que permite localizar sus guaridas.

Sigue leyendo

Lo más visto

Copyright © 2020 Yucatán Informa.