La cohesión social de Mérida le permite tener ventajas sobre otras ciudades

pERMITE01
Mérida Yucatán a 08 Febrero 2015.-
La participación social de los meridanos ha dado gran cohesión a la ciudad, lo que ha derivado en que Mérida tenga muchas, grandes cosas, de las que carecen otras comunidades, manifestó el Alcalde Renán Barrera Concha durante la ceremonia de inicio de los trabajos de construcción de la “Casa del Buen Samaritano”, en un terreno ubicado en el Km. 23 ½ del Periférico Norte, aledaño al Centro de Asistencia y Rehabilitación para Alcohólicos “Cottolengo”.

—Hoy damos el primer paso de una obra que será de mucho beneficio para la ciudad —manifestó el Concejal—. Los meridanos tenemos larga tradición de participación en todo sentido: en el deporte, en la labor social, en la democracia…

Externó su agradecimiento por esta labor que se hace con la sociedad civil, con el apoyo del padre Ignacio Kemp Lozano, que encabeza otro proyecto (el Centro de Asistencia Cottolengo) que ha dado muchos, buenos, resultados durante muchos años.

—Hoy estamos dando un paso más para que estas obras confirmen una sentencia y una frase que siempre hay que tenerla muy presente: en nosotros está evitar el dolor humano evitable, y que aquéllos que tenemos la oportunidad de aportar para poder evitar ese dolor humano evitable, debemos hacerlo. Es nuestro compromiso y nuestra responsabilidad. —Así lo entendemos en el Ayuntamiento —continuó—. Así lo hemos emprendido buscando siempre dignificar en lo individual la condición de la persona humana, no necesariamente en lo colectivo. Tenemos que ver a las personas en su dignidad individual y, en función de eso, realizar acciones que permitan que la gente pueda vivir con mejor calidad de vida. Es nuestro compromiso, nuestra aportación como Ayuntamiento.

Renán Barrera, quien estuvo acompañado de su esposa Diana Castillo Laviada, presidenta del DIF Municipal, auguró que se va a lograr alcanzar la meta de reunir $1.5 millón para construir la “Casa del Buen Samaritano” ya que los meridanos pondrán su mejor esfuerzo para que se consiga.

—Sólo somos un instrumento para que estas cosas se puedan concretar. Así como ponemos hoy el primer block, seguro vendremos a inaugurar esta obra que será de servicio para los ciudadanos —concluyó.

El Arqto. Luis Peniche Arroyo, responsable de la obra, informó que las instalaciones contarán con baños, galerón para dormitorio, cafetería y patio central para que los inquilinos puedan convivir.

El arzobispo Emilio Carlos Berlie Belaunzarán, arzobispo de Yucatán, externó su alegría por poder apoyar esta obra que permitirá evitar la actual política del descarte de todo aquello que se considera que ya no sirve, y que se puede reflejar incluso en los seres humanos, sino que, por el contrario, que se acoja y apoye a las personas que, por sus condiciones, lo requieren.

—Esta obra será hecha con mucha sensibilidad para atender a los más necesitados —recalcó.

Libia Esther Novelo Domínguez, presidenta del Patronato de la Casa del Buen Samaritano, indicó que estará pendiente de que logre cuajar este sueño que es la construcción de la “Casa del Buen Samaritano”.

— Siempre hemos querido ayudar a los que no tienen casa, a los que no tienen nada que comer —indicó—. Agradezco la ayuda que nos ha dado el Ayuntamiento porque juntos podremos apoyar a hombres y mujeres que están en total desamparo y, de esa manera, lograremos que nuestra ciudad se vea más bella todavía.

También intervinieron el Pbro. Kemp Lozano, director espiritual de la Casa del Buen Samaritano, y la hermana María Magdalena García Alcalá, madre superiora de la Casa de Cottolengo.

Posteriormente, el Alcalde y acompañantes, dieron el banderazo de inicio de los trabajos.

También asistieron la Sra. Ana María Concha Avila, madre del Alcalde; el secretario del Ayuntamiento, Alejandro Ruz Castro, y Roger Echeverría Calero y Gabriela González Prieto, directores de Servicios Públicos Municipales, y del DIF Municipal, respectivamente.

 

También te podría gustar...

Comentários no Facebook

error: Derechos reservados.