El senador Pozos agradeció el voto que lo llevó al Senado de la República y salió casa por casa, escuchó a decenas problemas y necesidades de ciudadanos

BQ7A2155BQ7A2216
Calkiní.-
El senador Raúl Pozos Lanz saludó y escuchó a decenas de vecinos del barrio Kilakán, de la cabecera de este municipio, quienes le plantearon diversos problemas y necesidades, y le externaron su respaldo.
La caminata, casa por casa, inicio desde temprana hora en la calle 22. Ahí platicó con Genaro Aké Cocón, un sastre de 72 años, especializado en pantalones y camisas, quien se quejó de la falta de trabajo debido a que ahora estas prendas las venden grandes almacenes y tiendas. BQ7A2635
El senador le respondió que es importante modernizarse para ofrecer a los clientes lo que demandan y los gobiernos estatal y federal cuentan con los mecanismos apropiados para este propósito.
En su recorrido saludó a tricicleteros; a la familia Brito Uribe; a la señora Lucía Balán Euán, viuda de 68 años; al artesano de sombreros, Manuel Balán; a la familia Cocón donde lo esperaban unas 15 mujeres del barrio para saludarlo.
Ahí el senador escuchó a don Héctor May Caamal, un campesino de 79 años, viudo y enfermo, a quien le cambió su bastón de palo de escoba por uno nuevo metálico.
En cada puerta que tocó, el senador Pozos agradeció el voto que lo llevó al Senado de la República, y se puso a las órdenes de los vecinos para ayudarlos a resolver sus problemas más urgentes.
BQ7A2301

También te podría gustar...

Comentários no Facebook