Las medidas para evitar padecer un golpe de calor y/o deshidratación

IMG_5207

  • En los módulos PREVENIMSS, ubicados en las unidades de medicina familiar, pueden solicitarse sobres de Vida Suero Oral (VSO), fórmula que ayuda a evitar la deshidratación.

Mérida, Yucatán  14 de mayo de 2019.- Debido a las altas temperaturas registradas en Yucatán, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) recomienda a la población fortalecer las medidas preventivas para evitar el aumento de casos de golpe de calor y/o deshidratación.

 La Dra. Susana Ponce Covarrubias, médico familiar del IMSS Yucatán, indicó que durante esta temporada además del golpe de calor también se presentan casos de deshidratación ya que el cuerpo pierde con mayor facilidad agua y electrolitos (sodio, cloruro, potasio y bicarbonato) y cuando estas pérdidas no se restituyen pueden producirse graves complicaciones al organismo; por lo anterior, es importante el consumo suficiente de agua y no exponerse por periodos prolongados al  Sol y al calor, sobre todo en horarios de 12:00 a 16:00 hrs.

Los sobres de Vida Suero Oral (VSO), son una opción que favorece la reposición en forma inmediata de electrolitos y evitan la deshidratación. Antes de prepararlos es importante lavar con agua y jabón las manos, así como los utensilios que se requerirán para la preparación. El Vida Suero Oral preparado sólo dura 24 horas, por lo que transcurrido este tiempo se debe tirar y preparar uno nuevo.

En la mayoría de los casos, no se presentan síntomas tempranos de la deshidratación, por lo que es importante acudir inmediatamente con el médico si se registra boca y lengua secas, orina más concentrada por lo que el color resulta muy oscuro, además de sentir fatiga, mareos, confusión e irritabilidad. En lactantes o niños pequeños también se puede presentar ojos, mejillas y fontanela (zona blanda de la parte superior de la cabeza) hundidas.

Por otro lado, las altas temperaturas también pueden generar casos de  golpe de calor, lo cual, puede afectar el cerebro, el corazón, los riñones y los músculos del cuerpo, además de poner en riesgo la vida.

El golpe de calor consiste en un aumento de la temperatura corporal, a partir de los 40 grados, que afecta de manera súbita las funciones vitales del organismo, al ocasionar un estado grave de deshidratación; los más vulnerables son menores de cuatro años de edad, personas con diabetes, hipertensión o con problemas cardíacos.

El golpe de calor no sólo puede ser producido por la prolongada exposición a las altas temperaturas; sino también por el ejercicio o actividad extenuante en ambientes sin adecuada ventilación.

Para prevenir un golpe de calor, además de no exponerse al Sol por periodos prolongados, se recomienda mantener las casas abiertas y ventiladas, beber agua constantemente y evitar consumir refrescos y/o bebidas alcohólicas, ya que estas contribuyen a la deshidratación.

Los síntomas del golpe de calor, son: temperatura corporal elevada (40 °C o superior), agitación, náuseas, dolor de cabeza, vómito, respiración acelerada, problemas de dicción, delirio y/o convulsiones; la piel puede sentirse caliente y seca al tacto.

Para poder apoyar a una persona que está sufriendo golpe de calor es adecuado llevar al afectado a la sombra; así como pasarle una esponja con agua fresca sobre la cabeza, el cuello y las axilas un trapo. Pero, de preferencia se debe acudir al área de Urgencias más cerna o llamar al 911 para recibir orientación y apoyo  de expertos.

También te podría gustar...

Comentários no Facebook