Ayudar a otros, la mayor satisfacción

17viveres04Contingente de trabajadores del DIF Yucatán colabora en acopio de víveres.

Mérida, Yucatán, 17 de septiembre de 2017.- Sin importar el largo viaje por carretera hasta Chiapas y motivado por llevar ayuda humanitaria para quienes atraviesan por un momento difícil a causa del sismo, Carlos Sosa Gutiérrez, trabajador del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) estatal, se convirtió en mensajero de la generosidad  yucateca con la población afectada.

Por unos días, Carlos decidió dejar a los suyos e ir en apoyo de los habitantes de esa entidad, por lo que aceptó la responsabilidad de encabezar el pasado miércoles el camión con siete toneladas de víveres, artículos de limpieza y ropa que cientos de personas entregaron en el centro de acopio que estableció el organismo asistencial en sus oficinas centrales.

Hicimos 18 horas de viaje en un trayecto largo, sobre todo porque el tránsito estaba pesado debido a la ayuda que está llegando. A nuestro paso percibimos la necesidad que hay entre los chiapanecos, porque las consecuencias del sismo no solo fue para las zonas urbanas, sino que también se puede observar en el área rural, pues algunos cerros se desgajaron, comentó el jefe del Departamento de Servicios Médicos de la institución.      

Entrevistado luego de esa experiencia y reincorporado a sus tareas, Sosa Gutiérrez reconoció la disposición del conductor de la unidad en la que se llevó la mercancía, que pertenece a una empresa yucateca de autotransporte. La firma se sumó al gesto de solidaridad de la sociedad al dar el vehículo y cubrir los costos de combustible, así como el sueldo del chofer.

La vocación de servicio es una característica de todos los que trabajamos en el DIF Yucatán y eso contagia a otros. No pudimos llegar a las zonas de necesidad, ya que las tareas de distribución están a cargo del Gobierno del Estado de Chiapas, por lo que el cargamento lo dejamos en los almacenes generales, en donde cargadores, vigilantes y todos los que laboran ahí enviaron un mensaje de agradecimiento a los yucatecos por su generosidad, agregó.

“A los habitantes de Yucatán les pido que continúen aportando, todavía es necesario. Mantendremos abierto el centro de acopio hasta el lunes 18 de septiembre de 8:00 a 18:00 horas. Gracias por la confianza depositada en el DIF, tengan la seguridad de que todo lo que ustedes envíen llegará a quien más lo necesita”, expresó. 

Además de contribuir, se puede observar que los donantes locales aprovechan la oportunidad para mandar mensajes de ánimo a los hermanos chiapanecos y oaxaqueños a través de breves textos que escriben en latas, botellas de agua y cajas.

Hasta el momento, el DIF Yucatán ha enviado dos cargamentos de ayuda humanitaria de siete y 30 toneladas para Chiapas y Oaxaca, respectivamente, a los cuales se sumará uno mayor este martes, que tendrá como destino la primera entidad.

Otro ejemplo del compromiso de los trabajadores del organismo asistencial en estos momentos de ayudar al prójimo, la mayoría de las veces más allá del horario laboral, es el de Diana Sarmiento Franco, quien participa en las tareas de recepción y selección de la mercancía que llega para esta causa.

“Aquí hemos podido ver que la sociedad yucateca es solidaria. Escuelas, familias, instituciones, empresas, gente de todos los niveles económicos llegan para traer su aportación y nosotros tenemos la responsabilidad de recibir esa ayuda y clasificarla, somos el primer contacto con los donantes”, explicó.

Desde que alguien llega al centro de acopio, ella o alguno de sus compañeros va por los víveres, mientras se les informa la cantidad que se ha reunido, así como la que se ha enviado y a qué lugares, para que sepan que su contribución se está utilizando adecuadamente.

Aquí en el DIF nos ponemos la camiseta, estamos conscientes de que no estamos exentos de alguna contingencia natural. Por eso, con entusiasmo todos colaboramos, nadie ha dicho «éste no es mi trabajo, no me corresponde», relató.

Al contrario, nos sumamos de acuerdo con lo que podemos hacer. Algunos reciben, otros clasifican y unos mas atienden a la gente, mientras que los demás almacenan y luego cargan para subir a los camiones, finalizó. 

También te podría gustar...

Comentários no Facebook