El calvario de María; estuvo encarcelada por cinco años, acusada de robo y secuestro

Tranzcl
María del Sol Vázquez, quien injustamente pasó cinco años en prisión, relató que tras ser torturada fue obligada a firmar una confesión falsa por los delitos de robo y secuestro 23/08/2017 15:54 PATRICIA RODRÍGUEZ

Ciudad de México.- “Me robaron parte de mi vida, pero lo más importante es que salgo con la cara limpia, porque me declararon inocente y estoy libre, libre”, dice a Grupo Imagen, María del Sol Vázquez Reyes, víctima sobreviviente de violencia y tortura sexual; la mujer estuvo encarcelada por cinco años, acusada de robo y secuestro.

Hoy, gracias a la intervención del Centro de Derechos Humanos “Miguel Agustín Pro Juárez”, (Centro Prodh), María del Sol está libre luego de que sus abogadas lograron que la ONU, la considerada como víctima de tortura sexual y recomendara la revisión de su caso.

El 26 de octubre de 2012, la veracruzana, que en ese entonces tenía 24 años, fue detenida por agentes de la extinta Agencia de Investigaciones de Veracruz, en las inmediaciones de las oficinas de la Secretaría de Hacienda en Córdoba, su ciudad natal.

Aunque Marisol se identificó pidió saber de qué se le acusaba y solicitó comunicarse con su familia; fue incomunicada y sometida a más de catorces horas continuas de violencia y tortura sexual, asfixia, con golpes en todo el cuerpo, choques eléctricos, amenazas de violación y tocamientos en sus zonas erógenas.

“Cuando veían que yo no les contestaba lo que ellos querían, uno de ellos pidió una venda y me vendaron los ojos y toda la cabeza. Me empezaron a pegar por todas partes. Fueron muchas horas las que me estuvieron interrogando, me llegaron a poner una bolsa sobre la cara, los golpes eran muy fuertes y no podía respirar, es una sensación muy fea”, comentó.

“Mientras uno me sostenía, otro me ponía la bolsa y yo trataba de sacar aire por la boca y uno de ellos se dio cuenta y me metió un trapo en la boca y me volvió a poner la bolsa.

“Me alzaron la ropa, me bajaron los pantalones y me empezaron a dar toques, ellos le dicen la chicharra, me la pasaron por todo el cuerpo, por la espalda. Mucho dolor, me abrían las piernas sin ropa, me empezaron a meter las manos, me decían te vamos a violar entre todos”, comentó.

“Tenía miedo, decía por qué yo, era mucha confusión y llegó un momento que dije ya que mejor me maten ya”, agregó.

Después de ser torturada, la trasladaron al Penal de La Toma y le dictaron auto de formal prisión, luego de obligarla a firmar una confesión falsa.

La madre de María del Sol destinó todos sus recursos a abogados que le aconsejaban no hacer público su situación, hasta que llegó al Centro de Derechos Humanos “Miguel Agustín Pro”, donde las litigantes Gabriela Lee y María Esther Martínez López tomaron el caso, hasta lograr su liberación.

Al retomar el proceso de María del Sol, las abogadas del Centro Prodh lograron que en mayo de 2017, la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Veracruz denunciara retención injustificada y actos de violencia y tortura en su contra.

En consecuencia, el Primer Tribunal Colegiado en Materia Penal del Séptimo Circuito de Boca del Río, revisó las pruebas y excluyó su declaración.

La Tercera Sala Penal del Estado de Veracruz dictó resolución absolutoriareconociendo la inocencia de María del Sol Vázquez Reyes, de los delitos que se le imputaban, ordenando libertad inmediata y absoluta. (Exce)

También te podría gustar...

Comentários no Facebook