IMSS Yucatán informa: lo que tienes que saber sobre la insulina

El-tipo-de-insulina-y-dosis2
·         Hay diferentes tipos de insulina según la velocidad con la que surten efecto, cuándo tienen su máximo efecto y cuánto duran.

·         La insulina que ha estado expuesta a una temperatura mayor a 29 grados debe ser desechada, tampoco debe congelarse.

Mérida, Yucatán,  a 04 de abril de 2017.- En personas con diabetes de tipo 1, el páncreas ha dejado de producir insulina y las personas con diabetes de tipo 2 producen insulina, pero el cuerpo no responde bien a ella, explicó el jefe de Prestaciones Médicas del IMSS en Yucatán, Jorge Martínez Torres. 

Dentro del páncreas, las células beta producen la hormona insulina; con cada comida, las células beta liberan insulina para ayudar al cuerpo a utilizar o almacenar la glucosa que obtiene de los alimentos. La insulina es una hormona vital que se puede definir como “la llave que abre la puerta” para que la glucosa pueda entrar en las células.

De ahí que en personas diabéticas sea necesario administrarles insulina artificial, ya que tiene las mismas propiedades que esta hormona. Existen varios tipos de insulina: la de acción rápida, acción breve, intermedia y prolongada.

Al ser esencial, es muy importante conservarla de forma correcta para preservar su acción, es por ello que además de administrarla de manera correcta, también debemos saber cuáles son los cuidados que requiere.

Aunque los fabricantes recomiendan guardar la insulina en el refrigerador, inyectarse insulina fría a veces puede hacer que la inyección cause más dolor. Para evitarlo, los fabricantes sugieren guardar a temperatura ambiente el frasco de insulina que se utiliza, mismo que durará en buen estado aproximadamente un mes, mientras, los frascos adicionales deben estar en el refrigerador y sacando uno a la vez, estará listo para su próxima aplicación.

Cuando recoja la insulina en la farmacia o en la clínica, recuerde llevar un contenedor térmico enfriado con agua helada o envuelta en un paño húmedo que mantendrá fresca y a temperatura adecuada la hormona durante su transporte hacia el domicilio. También debe revisar su fecha de caducidad, asegurándose que la insulina no esté próxima a prescribir o que ya haya caducado, sí es así, pida otra caja.

Se recomienda guardar la insulina en la nevera a una temperatura entre 4 y 8ºC. No debe estar por debajo de los 2°C, ya que pierde su acción; nunca debe llegar a congelarse.

Martínez Torres dijo que tampoco se exponga a la luz solar o al calor intenso. Hay que tener cuidado cuando se deja en lugares como el coche, sobre el escritorio o alguna mesa que esté situada cerca de la ventana, y controlar que no le dé el sol directamente.

La temperatura ambiente a la que se expone la insulina no debe superar los 30ºC (entre 15ºC y 29ºC). Mientras se mantenga esta temperatura no es necesario guardar en la nevera la insulina que se utiliza para las inyecciones diarias, sin embargo, si ha estado expuesta a una temperatura mayor a 29 grados, deberá ser desechada.

El especialista sugiere que si tiene alguna duda sobre la diabetes, consulte la liga http://www.imss.gob.mx/salud-en-linea, en donde encontrará respuesta a todas sus dudas, o bien, informarse con su médico familiar en su próxima consulta.

También te podría gustar...

Comentários no Facebook