IMSS yucatan emite recomendaciones para el buen regreso a clases

 nino

  • Dormir entre seis y ocho horas al día y establecer una hora fija para ir a la cama, evitar en lo posible ver la televisión o estar con videojuegos por periodos prolongados
  • El desayuno es indispensable, ya que, aporta el 25 por ciento de la energía total que una persona utiliza todo el día

Mérida, Yucatán,  a  22  agosto  de 2016.- Con este próximo regreso a clases, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Yucatán, da a conocer algunas recomendaciones preventivas para que los niños y niñas reingresen adecuadamente al nuevo ciclo escolar.

Antes que nada, se sugiere a los padres y madres de familia, vayan retomando los hábitos de sueño y alimentación  a fin de evitar el bajo rendimiento escolar y conductas irritables, señaló el doctor Alonso Sansores Río, Coordinador de Prevención  y Atención a la salud del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Yucatán.

Si se observa que los escolares están fatigados, irritables, con dolor de cabeza o de estómago, posiblemente se deba a que duerme menos de ocho horas;  el sistema nervioso central es el primero en resentir la falta de sueño reparador, lo que puede causar inquietud e incluso ansiedad en los menores, señaló.

Sansores Rio, así mismo indicó, que dormir entre seis y ocho horas al día y establecer una hora fija para ir a la cama, evitar en lo posible ver la televisión o estar con videojuegos por periodos prolongados son factores que ayudan a mantener un ambiente tranquilo y propicia que los menores tengan mejor calidad de sueño.

Los padres deben ser tolerantes con sus hijas e hijos en las dos primeras semanas de clases, que es un lapso considerable en lo que se reajusta su reloj biológico, para que poco a poco se vayan adaptando a sus nuevas actividades escolares, extra escolares y deportivas, explicó.

En cuanto la alimentación, recomendó que aunque las tres comidas del día son importantes, el desayuno es indispensable, ya que, aporta el 25 por ciento de la energía total que una persona utiliza todo el día. El desayuno y la comida debe de contemplar, por lo menos un integrante de los cinco grupos de alimentos: cereal, fruta y verduras, carnes, leche, azúcar y grasas. La cena de preferencia debe ser ligera, como un vaso de leche, pan tostado y fruta, por ejemplo.

Señaló, que en el “lunch” o refrigerio, incluir fruta y vegetales saludable y evitar en la medida de lo posible, las golosinas y los alimentos o comida “chatarra”que sólo favorece la mala alimentación y la obesidad. Al mismo tiempo, mantener una hidratación suficiente con agua o jugos naturales durante clases y reducir la ingesta de refrescos o bebidas con colorantes o endulzantes artificiales.

Agregó también, el uso de protectores solares, recomiendó que los pequeños utilicen filtros con protección solar mayor al 30 por ciento. Además, es preferible utilizar ropa de colores claros y de manga larga, gorras o sombreros para evitar daños en la piel.

Para concluir, Sansores Rio, informó que los padres y madres de familia se pueden acercar a los módulos de prevenIMSS de su Unidad de Medicina Familiar (UMF) para una mejor orientación en cuanto a la alimentación y cuidados en general de los menores  y así prevenir problemas de salud.

También te podría gustar...

Comentários no Facebook