Acosa Profepa a industriales madereros; preparan amparo

Delegado Federal en el estado de Yucatán, José Lafontaine Hamui, por supuestas conductas constitutivas de responsabilidad administrativa

Delegado Federal en el estado de Yucatán, José Lafontaine Hamui, por supuestas conductas constitutivas de responsabilidad administrativa


Mérida Yucatán a 27 enero 2016.-
Luego de asumir la presidencia de la delegación local de la Cámara Nacional de la Industria Maderera, Manuel Burgos Martínez confirmó que la delegación de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) mantiene una campaña de acoso hacia las empresas yucatecas del ramo.

Por los actos “deshonestos” del personal de la delegación, reveló que presentarán amparos ante la justicia federal.

Burgos Martínez asumió el cargo en sustitución de Ernesto de la Cruz Escalante y será responsable de esa Cámara durante los próximos tres años.

“Nunca antes nos habían visitado tantos inspectores, lo tomamos como rutina, pero como hemos denunciado abuso de José Lafontaine Hamui contra los madereros, entonces creemos que es una campaña de amenaza contra nuestros socios”, apuntó.

A la fecha tres empresarios han interpuesto denuncia penal en contra del funcionario federal por detención de contenedores de madera, cuya procedencia legítima fue acreditada cuando se dirigía al mercado asiático.

A su vez, la delegación federal ha denunciado al  empresario José Armando Alonso Durán por una supuesta importación ilegal, quien espera citatorio para aclarar que la materia prima es adquirida legalmente.

“Cuanto está listo el embarque detienen los contenedores en el Puerto de Altura de Progreso, eso pone en riesgo los convenios con China, Japón y Corea del Sur”, expuso.

El organismo que preside Burgos Martínez ya solicitó a sus asociados tener sus papeles en regla para demostrar que trabajan de manera legal, “porque creemos que es una embestida hacia el sector”.

Aseguró que no hay entrada ilegal de madera al Estado, misma que es comprada en varios estados del sureste del país. Antes se importaba de Estados Unidos y Canadá, pero como el dólar cada semana aumenta, resulta costoso para los madereros.

“Lo hemos demostrado, pero aun así siguen los problemas con el delegado y su gente”, añadió.

FUNCIONARIO SE GUARDA

Por instrucciones de la oficina central de la Profepa, el delegado en Yucatán, Lafontaine Hamui, no puede dar entrevistas para responder sobre la denuncia en su contra por supuestos actos de extorsión, la cual también mantiene oculta la Procuraduría General de la República (PGR).

En primera instancia, personal de la Profepa en Yucatán dijo que el lunes, por anteayer, sería la entrevista; sin embargo, el domingo pasado, se informó que por motivos de agenda se pospondría para el martes (ayer). Empero, luego se dio a conocer que por instrucciones de la oficina central ya no se daría la entrevista hasta nuevo aviso.

Como hemos informado, Lafontaine Hamui fue denunciado por el delito de extorsión por el empresario maderero José Armando Alonso Durán.

Por este mismo delito también fueron denunciados los subdelegados Eric Rosado y Wagner Américo Pool.

La querella ante la instancia federal fue interpuesta el pasado lunes 18 de enero, luego de que supuestamente los funcionarios de la Profepa le pidieron al empresario maderero la cantidad de 130 mil pesos a cambio de liberar un cargamento para su exportación y comercialización.

Según personal de la dependencia federal, los 53 metros cúbicos de madera motoaserrada, se presentaban sin corteza y con evidencias de uso de fuego para impedir una clara identificación.

También te podría gustar...

Comentários no Facebook