Republicanos recrudecen ataques en su primer debate de 2016

Los precandidatos republicanos participan en el primer debate de 2016, en North Charleston, Carolina del Sur.

Los precandidatos republicanos participan en el primer debate de 2016, en North Charleston, Carolina del Sur.

Debate republicano expuso fisuras sobre cómo vencer a ISIS y política para refugiados

WASHINGTON.-
En su primer debate presidencial del año, a menos de tres semanas del inicio de las primarias, los precandidatos republicanos afilaron este jueves sus ataques para eliminar a contendientes y defendieron sus credenciales conservadoras, a la vez que advirtieron de que su rival demócrata, Hillary Clinton, sería un “desastre” para el país.

El encuentro de dos horas y media, en North Charleston (Carolina del Sur), repitió el libreto de los últimos cinco debates republicanos: advertir del presunto “daño” que han causado las políticas del presidente Barack Obama y las repercusiones que tendría una victoria de la precandidata presidencial demócrata, Hillary Clinton, en noviembre próximo.

Así, el hilo conductor del debate fueron las quejas de que, con Obama,  los enemigos de EEUU “han perdido el miedo” a este país; China le toma ventaja en el área comercial; corre peligro la Segunda Enmienda que consagra la tenencia de armas; la frontera no está segura; “Obamacare” no funciona, el grupo extremista islámico ISIS se ha fortalecido y la seguridad nacional se ha debilitado.

Ni la primera jueza latina del Tribunal Supremo, Sonia Sotomayor, de origen puertorriqueño, ni los residentes de Nueva York, como bloque, se libraron de ataques por sus tendencias progresistas.

Lea también: Esto dice cada candidato sobre construir un muro fronterizo con México

Se burlan de Obama

El primer blanco de ataque de los siete precandidatos en el escenario fue el último discurso de Obama ante el Congreso sobre el “Estado de la Unión”, cuando el senador de Texas, Ted Cruz,criticó que el mandatario haya omitido el arresto de diez marineros en Irán y prometió que, si gana la presidencia, ningún soldado estadounidense tendrá que “ponerse de rodillas” frente a un enemigo.

Pero Cruz no mencionó que Irán se comprometió a poner en libertad a los diez marineros esa misma noche.

El gobernador de Nueva Jersey, Chris Christie, se mofó de que el último discurso de Obama ante el Congreso sobre el “Estado de la Unión” fue una “sesión de cuento” infantil que no reflejó la realidad del país, y que si él llega a la Casa Blanca los adversarios conocerán “los límites de la paciencia” de EEUU.

Clinton sería un “desastre”

Simultáneamente,  advirtieron de que Clinton no es apta para ser presidenta y una victoria suya, según Christie, supondría un “tercer mandato” de Obama que debilitaría aún más el liderazgo de EEUU en el mundo.

El exgobernador de Florida, Jeb Bush señaló que Clinton sería un “desastre” para la seguridad nacional y si gana, debido a que está siendo investigada por sus correos electrónicos, pasaría  sus primeros 100 días corriendo “entre la Casa Blanca y el tribunal”.

También el senador de Florida, Marco Rubio, secundó que Clinton “no está calificada para ser “comandante en jefe” si no puede resguardar datos de inteligencia, o miente sobre lo sucedido en el ataque al consulado de EEUU en la ciudad libia de Bengasi en 2013.

Mientras los precandidatos competían con ataques mordaces contra Clinton, la campaña de ésta se defendía o contraatacaba a través de una serie de comunicados y mensajes en Twitter.

Duelo “Trump vs. Cruz”

Tal como estaba previsto, Trump y Cruz se enzarzaron en un tenso intercambio sobre si Cruz califica para la presidencia al haber nacido en Canadá.

Según Trump, el Partido Republicano no puede darse el lujo de dejar en el aire la duda sobre la ciudadanía de Cruz, un asunto que los deja abiertos a una posible demanda demócrata.

Cruz, nacido en Canadá de madre estadounidense y padre cubano –renunció a su ciudadanía canadiense en 2014-, afirmó que Trump ahora lo ataca sobre este punto porque ha bajado en las encuestas y teme perder en las “asambleas populares” de Iowa el próximo 1 de febrero.

Cruz señaló que el senador republicano de Arizona, John McCain, nació en Panamá, el padre del excandidato presidencial Mitt Romney nació en México, y la madre de Trump nació en Escocia.

Trump le interrumpió precisando que él nació en suelo estadounidense.

No a los inmigrantes

El debate, sin embargo, expuso las fisuras entre los conservadores sobre cómo lidiar con la amenaza de grupos terroristas como ISIS, y en particular sobre la política migratoria.

Aunque no mencionó la construcción de un muro, Trump rechazó que quiera infundir “miedo y terror” contra los inmigrantes, y destacó la urgencia de reforzar la seguridad fronteriza para evitar la entrada de un “caballo de Troya”, por la infiltración de posibles periodistas.

Lea también: Inmigración: 2016 será un año definitorio

Así, Trump afirmó que EEUU debe abandonar “la corrección política”, y dejó en claro que no se disculpará por pedir una moratoria a la entrada de musulmanes y refugiados de Siria, ni por servir de megáfono a la “ira” de los votantes porque el país está en manos de “incompetentes”.

Bush pidió que Trump “reevalúe” su postura, al advertir de que un rechazo generalizado contra todos los musulmanes haría imposible construir la coalición internacional necesaria para derrotar a ISIS.

En uno de sus mejores momentos, Rubio acusó a Cruz de tener posturas cambiantes en torno a inmigración, y sugirió que lo suyo no es “conservadurismo consecuente” sino “cálculo político”. También acusó a Christie de haber apoyado la nominación de Sotomayor al Tribunal Supremo.

Según Rubio, Cruz apoyaba “un aumento del 500%” en el número de trabajadores huéspedes, la legalización de la población indocumentada, y el derecho a la ciudadanía automática. Pero Cruz negó tajantemente las acusaciones.

Al concluir el debate, Trump, que sigue liderando en las encuestas, se consideró ganador de la justa, y afirmó que sólo era una “broma” cuando dijo que escogería a Cruz como compañero de fórmula. (Por María Peña)

También te podría gustar...

Comentários no Facebook