La juez no escuchó los argumentos de Alondra

1201484

CIUDAD DE MÉXICO, 23 de abril de 2015.- La juez Cinthia Elodia Mercado García no escuchó los argumentos de Alondra Luna Núñez, la adolescente que fue enviada por error aEstados Unidos con una mujer que la reclamaba como su hija.

La impartidora de justicia dio por hecho incluso que Dorotea García Macedo era la madre de la menor de 14 años, sin existir argumentos científicos para que tomara la decisión de enviar a Alondra a Texas con una familia que, después se supo con pruebas de ADN, no era la suya.

“Ella está muy segura que tú eres su hija y veremos si eres su hija. Yo tomaré la decisión”, dijo la juez a Alondra.

La propia menor de 14 años narró cómo fueron los hechos, en entrevista con Adela Micha en Grupo Imagen Multimedia:

Le fui señalando a la juez; mire: No me llamo Alondra Díaz; nací en el 2000, no en el 2002, y no soy de Estados Unidos, yo no soy de ahí. ¿Por qué está tan convencida de que soy de Estados Unidos.”

Confesó que quedó “espantada” y “confundida” con la situación que enfrentaba, después de que incluso le mostraron fotos de la niña que buscaba la señora Dorotea García. “Yo no tengo nada que ver”, dijo.

“Me cuentan que me están buscando, que yo soy de Estados Unidos… Me confundo. ¿Y yo por qué?”

Señaló que cuando fue sacada de su secundaria enGuanajuato y llevada por la Interpol ante la juez enMichoacán, la llevaron a una casa hogar, bajo resguardo delDIF.

Confesó también que cuando conoció en Michoacán a la señora Dorotea García ésta le generó miedo. “Me dio miedo de que me viera la señora Dorotea… Me sentí rara”.

Mencionó que le hizo una observación natural: “¿A poco no va a reconocer a su propia hija? Qué no ve las fotos, que no me parezco”.

Sin embargo, dijo que la juez fue implacable.

“¿Quieres que haga pasar a tu mamá? No, porque estoy enojada”, fue la respuesta de la menor.

Sin embargo, puntualizó que la juez tomó su decisión para que se fuera a Estados Unidos con la señora Dorotea. “Ustedes no lo van a impedir y se acabó”, dijo la juez a los padres de Alondra.

La menor comentó que en su estancia de tres días en Houston se quedó con una sobrina de Dorotea García.

“Me trataron bien, no me golpearon, no me hicieron nada”.

Ahora, de vuelta a su casa, con sus padres y su familia, Alondra Luna se dice contenta.

También te podría gustar...

Comentários no Facebook