Escoliosis, curvatura anormal de la espalda que puede provocar dolor en la misma

escoliosis

  • Las personas con escoliosis tienen demasiada curvatura y su columna podría lucir como una letra «C» o «S»
  • El paciente presenta dolor de espalda o lumbago, sensación de cansancio en la columna después de pararse o sentarse por mucho tiempo, hombros y cadera que aparecen desiguales y curvaturas de la columna más hacia un lado

Mérida Yucatán.- La escoliosis afecta con mayor frecuencia a las niñas, sin embargo, algunas personas simplemente son más propensas a tener un encorvamiento de la columna vertebral informó el doctor Jacinto Herrera León, jefe del Área de Medicina Interna del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Yucatán.

Este padecimiento está descrito como una curvatura anormal de la columna vertebral, -el hueso que baja por la espalda-. La columna vertebral de toda persona se curva un poco de manera natural, pero las personas con escoliosis tienen demasiada curvatura y su columna podría lucir como una letra «C» o «S», aclaró el especialista del Seguro Social.

La causa de la escoliosis, en muchas ocasiones es desconocida; sin embargo, se clasifican en varios tipos. La idiopática es la más común y se clasifica por edad: en los niños de tres años de edad o menos, se denomina escoliosis infantil; en los de cuatro a 10, se denomina escoliosis juvenil y en los de 11 a 18 años, se denomina escoliosis adolescente.

La llamada escoliosis congénita, como su nombre lo indica, se presenta en el nacimiento y ocurre cuando las costillas o vértebras del bebé no se forman apropiadamente. Por último, la del tipo neuromuscular, es causada por un problema en el sistema nervioso, afecta los músculos, como parálisis cerebral, distrofia muscular, espina bífida y polio.

Los síntomas de la escoliosis, por lo general pasan desapercibidos; sin embargo, si llegan a presentarse el paciente presenta dolor de espalda o lumbago, sensación de cansancio en la columna después de pararse o sentarse por mucho tiempo, hombros y cadera que aparecen desiguales (un hombro puede estar más alto que el otro) y curvaturas de la columna más hacia un lado.

En caso de sospechar padece de escoliosis, el médico llevará a cabo un examen físico en donde le pedirá una serie de posiciones para verificar alguna curvatura anormal en la columna, así como que un hombro que es más alto que el otro o que la pelvis está inclinada.

De igual manera, se pueden tomar radiografías de la columna vertebral, lo cual es importante para verificar que la curvatura real de la columna no sea más delicada de lo que se puede observar durante un examen físico.

La mayoría de las personas con escoliosis idiopática no necesitan tratamiento; sin embargo, el médico debe examinarlas más o menos cada seis meses. Los corsés para la espalda funcionan mejor en personas de más de 10 años y no así para aquellas con escoliosis congénita o neuromuscular.

El tratamiento depende de muchos factores, entre los que se encuentran: la causa de la escoliosis, la localización de la curvatura en la columna, el tamaño de la curvatura y si la persona todavía está creciendo. En caso de sospechar que usted padece de escoliosis o algún miembro de su familia, consulte con su médico familiar, quien en caso de requerirlo, lo canalizará con el especialista para encontrar un tratamiento adecuado según sus propias necesidades.

También te podría gustar...

Comentários no Facebook